julio 29, 2013





El daño de la buena educación:
Exponer sín mirar a los ojos de quien te leé 
puede llegar a ser, en ciertas plataformas,
 elementos contundentes para despertar el psicokiller,
 "Falta aire!!" 
(dicé en verano) 
oxigeno, endorphina, adrenalina, algo! 
dadme algo para follar y escupir.

Parece mala broma 
querer aprender algo de esto 
(en invierno) 
tú sin ojos, yo sin manos,
él aprendiendo a dejar su ingrávidez e invisibilidad, 
hacia un volumen eterno.

¡Que más claro!
Juntos pero no revueltos, 
sin sumar la infancia constante 
que llevamos para confiar
y que nuevamente se vuelve a desfigurar 
de tanta saliva que tragar y botar.

Olvidar para recordar, nuevamente.

Con el pecho hecho añicos, 
con ganas de una semana fuera del tiempo 
envuelto en verano, casi lo olvidaba... puto verano!.

 No puedo dormir soñando en las mujeres sobreabundantes 
y por mi estrechez de sensualidad para envolverlas, 
maldigo, agradezco una y otra vez, 
finalmente me quedo dormido 
mirando las plantas 
y despierto peor que antes.

Trago saliva.

-------------->
J.